COMO HACER TU MISMO LA CUNA DE TU HIJO

.. Es muy sencillo, basta con seguir unas simples instrucciones y tendrás la cuna que te gusta y con la satisfacción de haberla hecho tu mismo.
... Necesitamos tener una buena imaginación para conseguir un resultado que nos satisfaga. Aquí sólo pretendemos orientarte para que puedas hacer la cuna por ti mismo. Te ayudamos con los materiales y ti-
pos de acabados, pero recuerda tu imaginación manda y tus manos deciden. De todas formas, te recomen-damos que antes de ponerte manos a la obra, hagas un boceto en papel para ver que es lo que tienes que hacer, este pequeño paso te solucionará dudas y te ahorrará trabajo.

Una vez que esté nuestro boceto hecho. Pasaremos a definir el ma-terial que vamos a utilizar y el acabado que queremos para la cuna (barniz, pintura,...), tenemos que decicir si nos gusta más con ruedas (para poder moverla de habitación) o tipo balacín (para mecer mejor al bebé) o tradicional (cuatro patas fijas al suelo).
Aun a riesgo de que en lugar de una cuna parezca una cárcel, tenemos que decidir la separación de
los barrotes de la cuna, que nunca debe ser superior a 8 cm. Un diámetro aconsejable para los barrotes es 16 ó 18 mm.
.... Con la decoración conseguiremos que nuestro bebé no se traumatice y que la cuna no parezca
una cárcel.
Para empezar cogemos la medida del colchón de la cuna (120 x 60 normalmente)
La cuna está compuesta por cinco partes:
........ - Dos cabeceros
........ - Dos costados laterales
........ - Somier
Las medidas del exterior de la cuna van a depender del material que estemos utilizando, por tanto nos fijaremos en las interiores, como norma sumaremos un centímetro a las medidas del colchón

Materiales:
.. Es mejor utilizar maderas macizas como pino. No obstante, elegiremos una madera cuyo color nos guste.
Si la madera elegida tiene un coste elevado, podemos conseguir que el precio sea inferior usando aglome-rados con chapa de madera natural, ya que estas chapas nos van a permitir barnizar. Para el somier lo me-
jor son las láminas.

Montaje:
.. Para la unión de los barrotes utilizaremos cola de carpintero y para unir los costados, cabezales y somier unos tornillos de cabeza plana que se empotren en la madera.
Tenemos que hacer tantos agujeros como barrotes vayamos a colocar en el barrote inferior y en el superior, con cuidado de hacerlos a la misma altura y todos con la misma profundidad, por ejemplo 2 cm como muestra la figura. Esto último es muy importante al igual que el hecho de que estos agujeros tienen que ser perperdiculares.

Para conseguir la perpendicularidad de los agujeros, nos podemos valer de una herramienta como la de la derecha. Si no disponemos de ella, podemos hacer lo mismo con un taladro de columna.
Para hacer los agujeros usamos una broca fresa a ser posible.
Para unir los laterales al cabecero vamos a utilizar un tornillos que atraviese la madera del cabezal. La unión
del somier la haremos con tornillos pasantes uqe unirán el vertical del cabecero al somier.

Consejo importante:
La pintura o barniz que utilicemos en el acabado de la cuna tendrá que ser apto para niños.
El barniz deberá ser al agua y las pinturas o lacas que no contengan productos químicos que dañen al niño
en el caso de que muerda la madera.